Por TANIA QUEVEDO *

Un día mi abuelo me habló de los amores bonitos…

De esos amores verdaderos y fuertes que nadie puede destruir.

Me dijo que el mundo entero puede caerse, pero ese amor no. Ese amor es fuerte, invencible.

Me dijo que el cielo tiene otro tono de azul en los ojos de ese amor, y que no solo te saca sonrisas sino que hacen que el corazón lata lo suficiente como para perder la cabeza.

Cuando un amor es bonito, no importa momento, lugar ni distancia; un amor bonito cuida, ama y no suelta.

Ese amor, no hace que veas a esa persona como el amor de tu vida, porque hasta ahora no han tenido una vida juntos…

Hace que lo veas como el amor de tu existencia, como el amor de tu momento, como el amor de tu ahora, y se convierte poco a poco en el amor de tu vida.

Los amores bonitos no distinguen lado bueno, malo, feo, bonito, raro, aburrido, cariñoso, hiriente, inteligente, gruñón, cursi…

Simplemente se quedan y no se sueltan la mano para ir a caminar por ahí…

Un amor bonito llega a desordenarlo todo, a poner tu mundo de cabeza, a reír sin razón y a querer quedarse a lado de esa persona por el resto de la existencia.

Un amor bonito deja su pasado atrás, por más doloroso que haya sido, él decide volver a empezar contigo, decide volver a creer y decide amar al fin…

Un amor bonito no se entrega por placer, se entrega por amor, imagina lo perfectas que quedarían tus manos en su espalda y lo hermoso que sería sentir tus labios en su cuello, porque son perfectos juntos…

¿Sabes qué también hace un amor bonito?

Te hace saber que en la vida no todo es malo. Al contrario, todo es bueno desde que llega ese amor, ese gran amor que siempre esperaste, que creíste imposible.

Yo no lo creí, porque esos amores no existen, no existe una persona que pueda llenarte la vida de colores, no existe una persona que puede tomar el papel de varios en tu vida, no existe alguien que quiera dormir contigo así porque sí, no existe una persona que sea feliz con tus triunfos y te dé la mano para levantarte cuando has caído…

No existe una persona que pueda controlar tu ira y que pueda multiplicar tu felicidad…

Esperé tanto…

Y ahora tú eres mi amor bonito.

__________________

* Tania Quevedo es una nueva colaboradora del equipo de Los Cronistas. Ama a García Márquez, el cine, el fútbol y es fiel amante de los animalitos.